Patología del habla
y el lenguaje:
rehabilitación de la
voz y la deglución

Nuestros servicios de patología del habla y el lenguaje diagnostican, tratan y manejan los problemas para tragar, para hablar y cognitivos que pueden surgir del cáncer y/o un tratamiento.
 
Los servicios, dirigidos por patólogos del habla y el lenguaje certificados, están disponibles para los pacientes que tienen dificultad para comunicarse de manera verbal, concentrarse y expresar sus pensamientos, o tragar.

Formularios para pacientes nuevos

Patología del habla y el lenguaje

Community Cancer Institute
785 Medical Center Drive West
Clovis, California 93611

Lunes a viernes
8:30 a. m. a 5:00 p. m.


Servicios y tratamientos

Evalúa y ofrece un plan para tratar cambios cognitivos causados por un tumor cerebral o tratamientos oncológicos, como quimioterapia, terapia hormonal y radioterapia. Los tratamientos pueden incluir entrenamiento para recuperar la atención, la memoria y la función ejecutiva.
 

La terapia de la deglución supone llevar a cabo una evaluación minuciosa y elaborar un plan de rehabilitación personalizado. Usamos herramientas de vanguardia para el análisis de deglución, incluida la videofluoroscopía de deglución (VFSS) y la evaluación endoscópica con fibra óptica de la deglución (FEES). Por lo general, los planes de rehabilitación incluyen la búsqueda de nuevos enfoques basados en ejercicios o desafíos específicos para estirar y fortalecer los músculos que se usan para tragar.​
 

Videofluoroscopía de deglución (VFSS)


Su patólogo del habla y el lenguaje (SLP) utiliza este procedimiento como medida de referencia de su deglución antes de comenzar con su tratamiento oncológico. También se utiliza 3 o 4 semanas después del tratamiento y una vez al año como mantenimiento. Brinda una imagen directa y dinámica de su función oral, faríngea (garganta) y esofágica superior (el tubo que va desde la garganta hasta el estómago) durante la deglución.
 
Este procedimiento utiliza alimentos y líquidos mezclados con bario para evaluar su fase oral preparatoria (cuando se mastica la comida y se mezcla con saliva para formar una consistencia suave), la fase de tránsito oral (cuando la comida se mueve hacia atrás por la boca y se lleva de adelante hacia atrás), la fase faríngea y/o la fase esofágica de la deglución. También ayuda a determinar estrategias de tratamiento y control para minimizar el riesgo de succionar alimentos hacia las vías respiratorias y para aumentar la eficiencia de la deglución.
 
La seguridad radiológica es importante para todos en la sala durante este procedimiento. El radiólogo y el departamento de radiología controlan que los niveles de exposición a la radiación sean aceptables.
 

Procedimiento de evaluación endoscópica con fibra óptica (FEES) 


Este procedimiento dura entre 15 y 20 minutos y evalúa qué tan bien traga. La preparación incluye seguir la dieta especial que se le haya indicado antes de su visita. Debe llegar unos 15 minutos antes de su cita programada. El procedimiento de FEES se realiza en el primer piso del Community Cancer Institute en el Departamento de Radiación.
 
En este examen, hay dos partes básicas. En la primera parte se observa cómo traga y maneja su propia saliva, y en la segunda parte se observa cómo traga diferentes texturas de alimentos y líquidos. En el procedimiento de FEES se usa un instrumento delgado y flexible llamado endoscopio. Durante el procedimiento, debe estar sentado y despierto. Su SLP lubrica el endoscopio con gel para que pase sin inconvenientes por la nariz y la garganta. Es posible que sienta un poco de incomodidad.
 
El endoscopio le permite a su patólogo del habla y el lenguaje (SLP) ver partes de su laringe (caja de voz), faringe (garganta), y tráquea en una pantalla de video mientras usted traga. Una vez que el endoscopio esté en la posición correcta, el SLP le pedirá que realice algunos movimientos y tareas verbales.
 
Luego, se introduce el alimento y el líquido. Se utiliza colorante de alimentos para distinguir los alimentos y líquidos del resto de su garganta. El SLP también puede pedirle que pruebe distintas posiciones o texturas para evaluar de manera completa su garganta y las funciones de deglución. Este procedimiento también puede usarse como terapia para hacerle una evaluación mientras prueba diferentes alimentos.
 
Una vez que finaliza el procedimiento, se retira rápidamente el endoscopio. Los riesgos de este procedimiento incluyen hemorragia nasal, malestar, náuseas, vómitos, cierre breve de las vías respiratorias y aspiración (por lo general, solo en pequeñas cantidades). El SLP hará lo posible por minimizar esos riesgos.
 
Luego del procedimiento, el SLP revisa los resultados con usted y le indica una dieta adecuada.
 
Para los pacientes con cáncer de cabeza y cuello, ofrecemos servicios de rehabilitación de cabeza y cuello, tales como ejercicios de rehabilitación y preservación de la deglución (SPARE) y un programa intensivo de rehabilitación de la deglución llamado Swallow Boot Camp.
 
También trabajamos de manera conjunta con servicios de nutrición y fisioterapia para tratar dificultades causadas por la radiación, como linfedema de cabeza y cuello (hinchazón en un brazo o pierna), trismo (bloqueo de la mandíbula), disgeusia (distorsión en el sentido del gusto), xerostomía (sequedad en la boca por flujo de saliva reducido o ausente) y reparación de la nutrición oral.
  • Folletos de IDDSI
  • Cuidado bucal 
  • Exámenes de deglución
La restauración vocal por laringectomía (extirpación quirúrgica de la parte de la garganta que alberga las cuerdas vocales) incluye rehabilitación antes y después de la cirugía, seguimiento y comunicación con una electrolaringe (pequeño dispositivo médico que se usa para que el habla se entienda mejor), habla esofágica y habla traqueoesofágica.

También brindamos servicios a quienes necesitan cambios en la prótesis de voz (dispositivo artificial que se usa con terapia de voz para ayudar a los pacientes a hablar).
Evalúa y restaura las funciones perdidas debido a trastornos como la disartria (trastorno del habla causado por debilidad muscular) y la afasia (pérdida de la capacidad de comprender o expresarse) que pueden ser causados por tumores cerebrales.

Algunos pacientes también pueden someterse a una evaluación del lenguaje antes de la cirugía que puede usarse para minimizar la interrupción del lenguaje durante una cirugía de cerebro. Los servicios también incluyen evaluación y terapia del habla para quienes se han sometido a una cirugía o reconstrucción oral y maxilofacial (cirugía de la cara, boca y mandíbula).
Analizamos la función de las cuerdas vocales y la producción de la voz con ejercicios, técnicas de biorretroalimentación (técnica para aprender a controlar las funciones del cuerpo) y dispositivos para fortalecer las cuerdas vocales y para asistencia respiratoria. También usamos la videoestroboscopía de laringe, una tecnología que ofrece una visión en cámara lenta de las cuerdas vocales para evaluar la función de sus cuerdas vocales.
 
Para tratar los trastornos de voz se utilizan enfoques directos e indirectos. Los enfoques directos incluyen la manipulación del mecanismo de producción de voz, como la fonación (la producción de la voz), la respiración y la función musculoesquelética (que afecta los músculos, los huesos y las articulaciones) para establecer una producción de voz saludable. Los enfoques indirectos incluyen la educación y el asesoramiento del paciente para modificar los entornos cognitivos, de comportamiento, psicológicos y físicos en los cuales se produce la voz.